Puedes formular metas durante todo el año, no solo en vísperas de año nuevo, inicia por pequeños pasos para no caer en un círculo auto-destructivo que te detenga

Aunque se puede cambiar durante todo el año y formular objetivos estratégicos para tu equipo, hay una tendencia a realizarlo al final del trimestre, semestre o sobre todo en las vísperas de año nuevo, lo que puede generar una tensión extra en estas fechas.

Cuando se quiere lograr cambios, generalmente se planifican grandes objetivos que desde un inicio son poco realistas en plazo o en dimensión. Lo que en principio parece estimulante, imaginándose el resultado alcanzado, puede crear un espiral negativo en el ánimo, con tareas demasiado ambiciosas que sólo aumenta la angustia, el estrés y la desmotivación. Se cae en una parálisis en la acción, la mente hipercrítica toma el poder y sube su volumen, muchas veces en vez de ir para adelante vas incluso para atrás.

Planifica pensando en ambientes BANI

BANI es un acrónimo, acuñado por Jamais Cascio, conocido ampliamente por su trabajo en el “Institute for the future” en Palo alto y por sus libros como “Broken dreams” y Hacking Earth”. 

BANI es un frame, marco o modelo adaptado para el ambiente en que nos encontramos hoy, significa Brittle (quebradizo), Anxious (ansioso), Non-linear (no lineal) e Inepse (incomprensible). 

Los ambientes o entornos BANI, exigen una actualización del conocimiento en tu área y pensar en muchos escenarios posibles, algunos inpensados hace un año atrás. 

La inestabilidad es la reina que domina el mundo, nuevos servicios y ensayos prueba-error, son una buena manera de enfrentarla, para que la consideres en la planificación de tus grandes metas con pequeños pasos.

Los entornos BANI, consideran los proyectos o incluso empresas brittle, o sea quebradizas, que tienen un punto de quiebre. 

El punto de quiebre describe que lo que se ve fuerte como la cerámica, por ejemplo, un modelo de negocio que había sido exitoso por muchos años, ahora si se golpea se puede fracturar. Los reconoce como  frágil, puede tener un fracaso repentino. Obsera lo que ha sucedido con grandes cadenas de  hoteles o algunos restauranes antiguos e iconos de algunos países, han tenido que cerrar definitivamente por la baja de demanda de sus servicios. Los clientes no pueden viajar ni salir a la calle.

Un entorno Anxious (ansioso), generada por las sorpresas y desorientación, no hay certeza del resultado de una acción en el futuro. No se sabe lo que pasará, trae consigo miedo, impotencia, incluso pasividad. Cualquier decisión podría parecer incluso catastrófica.

Non-linear (no lineal), describe la relación entre causa y efecto, como incoherente, no proporcionada y desequilibrada. 

Incomprensible. Los acontecimientos y las decisiones pueden parecer ilógicas o inútiles.

El marco BANI proporciona un prisma a través del cual se puede ver y estructurar lo que está sucediendo en este mundo de hoy. Al menos en un nivel superficial, los componentes del acrónimo podrían incluso indicar oportunidades de reacción:

Trazar tus metas considerando el marco BANI, te puede permitir identificar oportunidades de reacción para tus proyectos, empresa o forma de liderar a tu equipo. Para así crear ventajas competitivas, en relación a tus competidores y líderes que no se están “sentando a pensar proactivamente” como enfrentar los siguientes desafíos y saliendo de la parálisis en las acciones.

¿Cómo puedes proteger a tu proyecto para aumentar “su punto de flexibilidad”? y no se quiebre como la céramica,  sino más bien actue firme y flexible como el el bambú. Lo que te permitirá adaptarte de ser necesario.

La fragilidad puede ser robustecida por la resiliencia. ¿Cómo reaccionas cuando las cosas se ponen difíciles? ¿Tienes un equipo resiliente a tu lado? ¿Cómo piensas aumentar tu y su resiliencia este año?

¿Tus metas consideran estrategias para el autocuidado como el mindfulness? ¿Consideras que tu conocimiento sobre la empatía te permitirá aplicarla cuando las acciones no lleven a los resultados esperados? ¿Cuándo las personas tomen decisiones que no te agraden o su curva de aprendizaje sea mas lenta de la que esperas? ¿Qué tanto sabes de inteligencia emocional?

Las metas debierán estar apoyadas en equipos que trabajen con transparencia, intuición  y seguridad psicológica, para saltar de mejor forma los obstáculos. Recuerda los datos son importantes, pero no deben abrumar ni nublar la capacidad de entender el escenario que estás y que confunda tu toma de decisiones.

Matriz de esfuerzo

Hay metas que para lograrla necesitas mucho esfuerzo y los resultado en general podrían no traer tanto beneficio. 

Hay otras metas que quizás requieren menos trabajo, menos dinero, menos personas que gestionen las acciones necesarias para lograrlas, pero pueden traer beneficios, ya sea que se logren en menos tiempo dando un triunfo moral para ti y tu equipo o podría ser un “quick win”, una meta rápida “barata”, que genere un resultado.

Entonces haz una lista de las metas que quieres lograr en los siguientes meses. Y según localizas en los cuadrantes en el la matriz de esfuerzo, para que uses un criterio para asignarles un orden de priorización y puedas agendarla en tu calendario.

La matriz de esfuerzo la uso mucho tanto a nivel personal, como con clientes, sobre todo en momentos de confusión y con recursos limitados. Permite decidir a que proyecto se le pondrá mayor energía en los siguientes meses y quizás como dejar el espacio para el resto de ti.

Micro hábitos

Los sueños inspiran, es importante siempre tenerlos, para lograrlos inicia poco a poco, paso a paso a través de pequeños hábitos, que se tienen que mantener firme en el tiempo. Divide un proyecto ambicioso, en metas pequeñas precisas y alcanzables donde las acciones sean apoyadas en pequeños hábitos.

Por ejemplo, si tienes que terminar un libro, el primer pequeño hábito es sentarte frente a tu computador a escribir. Ahí ya has logrado el primer hábito. Piensas el segundo ¿Cantidad de páginas que escribirás diariamente?

Si quieres hacer ejercicio, no pienses en los km que vas a correr, sino en hacer un bolso con tu ropa de gimnasio y llevarla a la oficina. El segundo paso será planificar los km que correrás diariamente.

Identifica un pequeño cambio de habito que te permita mejorar en alguna situación.

Metas ambiciosas como practicar deporte cuando nunca has ido al gimnasio, disminuir las conexiones a redes sociales, puede generar mucha ansiedad y deseos de no realizarlas antes de iniciarlas. Recuerda que cambiar no sucede de un día para otro. Necesita la adaptación de sistema nervioso que lo apoyo.

Si deseas mejorar la comunicación con tu equipo y fortalecer el trabajo en conjunto, el primer paso es reconocer que conocer micro hábito te puede ayudar a lograr. Por ejemplo, agendar 3 veces a la semana, reuniones de 15 minutos.

Es importante que realices un seguimiento de la ejecución de los micro hábitos que te ayudarán a cumplir con tus grandes metas para este año. Puedes llevarlo en tu google calendar, Outlook o una hoja Excel.

Los micro hábitos deben permanecer por largo tiempo, para que sean el andamiaje para logra tus metas. Al final de cada semana, verifica su ejecución y realiza ajuste de ser necesarios. No saques cuentas alegres y aumentes bruscamente las exigencias. Pasos pequeños, pero persistente permiten lograr grandes metas, tener la vida que quieres.

Me encantaría que me escribieras y me contaras que otras acciones practicas que te ayudan a cumplir tus metas. Te leo. Como siempre te invito a compartir a más personas este blog, para que puedan enfrentar laboralmente de mejor manera un mundo cambiante y desafiantes como el que vivimos.

Y sino te has suscrito recuerda que todas las semanas publico un artículo sobre neurociencia y coaching que te permitirá seguir avanzando en tu carrera como líder

Gracias

Paula.